Sopa de cebollas – Soupe à l’oignon

En el blog se están sintiendo aires  franceses y a modo de introducción para lo que se vendrá con el próximo post de mi coblogger (corresponsal en París) quiero compartir una receta simple como lo es esta sopa de cebolla.

La cocina francesa se ha ganado renombre mundialmente por sus sabores, ingredientes (a veces muy simples como en esta sopa), sus técnicas de cocción y desde mi punto de vista su suntuosidad. Muchos Institutos de Gastronomía toman las bases francesas para estandarizar los conocimientos alrededor del mundo. Por lo tanto un fumet, lo será en Argentina como en Nueva Zelanda un caldo o fondo blanco a base de pescado y/o mariscos.

A mí me gusta mucho la cocina francesa, a quién no le gusta la crema y la manteca después de todo? Pero sería muy ignorante de mi parte dar a entender que  cada  receta francesa es sinónimo de materia grasa. Veremos si mi compañera bloggera lo puede corroborar.

Después de todo Francia no solo está compuesta por París, en la Provence por ejemplo encontraremos más platos típicos a base de vegetales y pescados. No por nada son tan conocidas las Herbes de Provence, (hierbas de la región de la Provence), esto ya nos da una pauta de una cocina arómatica y sabrosa.

Y así sucede con otras regiones de aquel país del viejo continente, al cuál siempre miramos en busca de nuevas tendencias o simplemente para rescatar algo clásico como esta sopa de cebollas, que la verdad es una gran alegría en la mesa de una noche fría de otoño en Buenos Aires.

Creo que ya fue suficiente introducción, porque si sigo muchos pasarán de largo en busca de otro tema.

Acá va la receta que rinde 4 porciones.

Ingredientes:

50 grs de manteca

400 grs de cebollas (blancas, coloradas o mezcladas)

10 grs /1 cda de harina (optativo)

1 litro de caldo de ave o res caliente

Sal y pimienta a gusto

Pan baguette

Queso tipo gruyére (yo usé gouda)

Preparación:

Primero les recomiendo tostar las rodajas de pan que gusten poner encima de la sopa y cortar el queso en láminas.

Después pueden arrancar con la sopa, en primer lugar se debe derretir la manteca en una olla y agregar las cebollas, cocinar a fuego bajo 25 a 30 minutos. Luego si gustan pueden espolvorear con harina,( esto hará la sopa más espesa), mezclar y cocinar por unos minutos, agregar el caldo, condimentar y llevar a ebullición, dejar cocinar unos 10 minutos y retirar del fuego.

Ahora pasamos a la mejor parte, buscamos los potecitos de sopa más resistentes que tengamos, para poder gratinar el queso en el horno, o simplemente platos hondos pero que soporten el calor del horno.

Colocamos la sopa y las rodajas de pan con el queso encima  y al horno!

Y ahora sí esperamos las noticias de París!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s